lunes, 9 de noviembre de 2009

Pasen y vean, con ustedes: "La Goulue"


Imagen: Henri Toulouse-Lautrec


Pasen y vean, con ustedes: "La Goulue"



Clic en imagenes para ver en grande

¿Cómo dices?

¿Que no la conoces ni sabes quien es?
.
Ah, eso sí que no me lo creo , seguro que la has visto mil veces en los famosos cuadros que Toulouse-Lautrec hiciera de ella en el Moulin...
.
... el Rouge, se entiende ...

Y es que sí, a pesar de su apodo y sus kilillos, La Goulue era famosa por su agilidad bailando y su levantar la pata hasta límites casi insospechados...
.
¿Qué dices, que crees que exagero?
Pues espera, echa un vistazo y verás
.
Imagen: Henri Toulouse-Lautrec
.
De insaciable apetito (de ahí su apodo) y nacida en Alsacia (París) en 1870, Louise
.
.
.
.
Weber, además de ser famosa por arramplar con todo aquello comestible (y bebestible) que hubiera en las barras de los sitios donde acudiera a actuar , creció rubia , regordeta y descarada, pero eso sí con , al parecer , mucho encanto .
Con una vocación insaciable también -idem que su épica glotonería- de ser bailarina , y gracias a los contactos abridores de puertas que -tras su labor como modelo de desnudo- hiciera para Renoir... Louise escapaba a escondidas con ropa "prestada" tras su jornada en la lavandería y se paseaba por los locales de baile de la ciudad haciendo su numerito amateur: pata pá aquí, pata pá allá, hasta que la casualidad la hizo coincidir en el tiempo y el espacio con Marcel Astruc.

¿Y qué supuso eso? , te preguntarás , pues supuso que la Goulue hiciera su entrada triunfal como quien dice en el "Circo Medrano", de ahí al Moulin Rouge sólo fue un pasito. Nunca mejor dicho .



Y es que para entonces -para la apertura oficial del Moulin Rouge en 1889 , me refiero- La Goulue ya empezaba a ser una bailarina reconocida .
.
Imagen: La goulue en 1889
.
Su picardía y descaro, unidos a una flexibilidad inigualable trajeron como consecuencia la formación de la famosa "Quadrilla" , aquellas bailarinas de Can-Can que , enseñando pololos y enaguas en pleno desenfreno nocturno y vapores de absenta y ,dejándose caer espatarradas al final del número musical, hicieran tan famoso al Moulin Rouge convirtiéndolo en absoluto icono del París de las frances .


Fue Celeste Mogador la creadora del tan famoso baile que, a ritmo de la música de Jacques Offenbach, dejaba frenéticos y casi sin respiración no sólo a las cabrioleras bailarinas brincadoras sino a todo aquel que las viera , y que acababa - ejem, digámoslo finamente- : sulivellado .

Tachado de impúdico en un principio y asociado con chulos y protitutas de baja estofa , fue sin embargo justo ése el reclamo del pícaro baile que hacía acudir al Todo París al Moulin Rouge para verlo .

Como ves hipocresía la ha habido siempre, ¿no?
.
Pero claro, también la cosa de tacharla de impúdica tenía su cierta justificación, y es que en más de una ocasión las bailarinas salian a bailar sin ropa interior.



Mondieú!, pá habernos matau... Como para no "sulivellarse" ...

...Si hasta tuvieron que recurrir a instaurar en el Moulin la figura del Père la Pudeur, el padre pudor, que se asegurara de que las señoritas salían a bailar y subir la pata siempre con las pantaletas puestas.




imágenes: Henri Toulouse-Lautrec


Pero dejémonos ya de pololos varios y regresemos a la protagonista de la entrada de hoy

Además del "grand écart" (dejarse caer al suelo abierta de piernas) , la Goulue se hizo famosa por su provocativa manera de bailar y su habilidad para quitar el sombrero de las cabezas de los señores con la punta del pié.

Yvette Guilbert (una de las "quadilleras" del Moulin la describe así en sus memorias :

"La Goulue, con medias de seda negra y el pie de raso negro en la mano, hacía dar vueltas y más vueltas a los sesenta metros de encaje de sus enaguas y enseñaba sus calzas graciosamente bordadas en su pequeño trasero con un corazón que se partía, farsante, cuando ella se inclinaba en saludos irrespetuosos, con sus manojos de lazos de cintas rosas en las rodillas y una sugestiva espuma de puntillas descendiendo hasta sus finos tobillos, que dejaban aparecer y desaparecer sus adorables piernas, ágiles, espirituales y excitantes.

Imagen: Henri Toulouse-Lautrec

La bailarina descubría a su caballero con el pie mediante un golpe suave y elegante en el sombrero y ejecutaba el grand écart, con el busto recto, su delicado talle en la blusa raso
.
azul cielo y su falda de raso negro “cortada” en forma de paraguas, desplegándose en sus cinco metros de diámetro.

¡Era magnífico!

La Goulue era bonita y de apariencia vulgarmente espiritual, con el flequillo rubio sobre la frente hasta justo encima de las cejas. El pelo formando un moño en lo alto de la cabeza comenzaba como mecha apretada y retorcida en la nuca para que no se le deshiciese durante la danza.
De sus sienes descendía, formando rizos sobre las orejas, la clásica “patilla”, y desde París hasta la Bowery de Nueva York, pasando por los tugurios londinenses de Whitechapel , todas las chicas de la época llevaban el mismo peinado y la cinta de color ceñida al cuello"
.
.
.
.
.
Cómo pues no iba Lautrec a pintarla.

¡Naturalmente que sí!
.
Imagen: Henri Toulouse-Lautrec

La Goulue fue poco a poco haciéndose tan famosa y reconocida que en un periquete pasó a cobrar un pastón por sus actuaciones .

Se compró una casa en Montmartre y en ella se puso a vivir con su amante la Môme Fromage (la de negro en la imagen) Fue moderna e irreverente hasta para eso, así como ambiciosa.

Y, de pronto... ser parte destacada de la quadrilla ya no fue suficiente para ella, quiso más. Abrió su propio club de baile .
.
Y ese fue su mayor error.




Y porque todo lo que sube baja, y en estas cosas del espectáculo la novedad dura lo que dura una espuma , para la llegada de 1895, el público comenzó a estar cansado de una Goulue la mar de entradita en carnes y que ni siquiera estaba en el Moulin , de modo que china-chana, a ésta no le quedó otra que coger sus bártulos e instalarse en una barraca ferial donde se dedicó a darle a la danza del vientre y a bajar de paso algo del peso que había ido ganando con su demesurada afición a los bombones de menta.

Es allí, en la barraca, donde cae en la cuenta de pedir ayuda a su amigo Lautrec para que se la decore con carteles que hagan al público recordar quien fué:
.
"Mi querido amigo, iré a visitarle el 8 de abril a las dos de la tarde, mi barraca estará en el Trône, donde estoy a la izquierda según se entra. Tengo un buen sitio, y me alegrará mucho si puede encontrar tiempo para pintar algo para mi ; sólo dígame donde comprar los lienzos y haré que los tenga ese mismo día".


Imagenes: Henri Toulouse-Lautrec

Lautrec, que siempre le había tenido cariño, accedió a pintarle dos enormes telones de 3 x 3 metros cada uno y que hoy día quedan como magnífico testimonio del paso efímero de la Goulue por las barracas de la Feria del Trono.


La barraca de La goulue en La feria del trono

Arruinada tras malgastar su fortuna en locas inversiones ,La Goulue pasó a ser vendedora de flores en el Casino de Paris, luchadora en la feria de Neuilly, domadora de fieras en un circo, y "fenómeno curioso" en el "trabajito" que le buscó en una barraca el hombre con el que vivía en aquel entonces y que más tarde la abandonaría .



Está claro que La Goulue no debió parecerle lo "fenómeno" suficiente ....

De ahí a vender cerillas y tabaco y posteriormente ser la criada alcoholizada de un burdel fue todo uno .

La Goulue moriría en el hospital parisino de Lariboisière no sin antes preguntarle al sacerdote que la asistía:

"Padre, cree que el buen Dios me perdonará, tendrá para mi un sitio en el cielo?


... es que yo soy "La Goulue"...


Si quieres puedes echar un vistazo también a las otras entradas que hay en el blog acerca del Moulin Rouge. Para verlas clica AQUI y AQUI

.

12 comentarios:

Elvira dijo...

"pata pá aquí, pata pá allá" Jajaja! Me has hecho reír, ¡qué bueno todo! Eres única, Femme!!! Instruyes de forma entretenidísima.

Besos con la pata levantá ;-)

fandestéphane dijo...

Triste final para La Goulue, Femme,
y no debería ser así. Hay tantos casos similares de abandono, ruína, alcoholismo etc. que acaban con una vida brillante y que encima era para hacer disfrutar a los demás. Me gusta lo que has contado de Louise Weber y cómo lo has contado (como siempre) no conocía su historia, pero sí la había visto en carteles como el de la segunda ilustración que publicas. Tengo muchos carteles franceses similares y entre ellos también éste del Moulin Rouge.

Fantásticos los dos cartelones que pintó Lautrec para su barraca.
Me hubiera gustado vivir esa época del can-can, habría sido un asiduo
de esos locales.

Una entrada hermosa y nostálgica, me ha gustado mucho. Felicidades.

Un beso en la enagua jajaja

pluvisca dijo...

Vaya femme, no conocia la historía, triste por cierto al final, pero seguro que en sus momentos de gloria, debió disfrutar como nadie.

Las pinturas son preciosas y cuentas la historía del tal modo que tienes intrigada hasta el final.

Besos

Anónimo dijo...

Como siempe ,inteligente,precisa en el lenguaje y arte .
Te aprecio Indi y lo sabes.
No me eches cerrojo a tus foros,son parte de mi vida
Galilea

colibrí dijo...

Vaya como se las gastaba La Goulue, triste final, que coincide con el final de muchos artistas, yo conocí los cuadros de Lautrec, pero no conocía su historia...no siiii, eso de abrir la garra tiene su intríngulis, jajaja, debió ser una época divertidísima.
Un besito pero sin can-can..que no me veo yo...

Montse dijo...

Una historia con triste final y que rabia acabar así después de acariciar el éxito. Los artistas tienen eso que tan pronto llegan, se van, pero mucho peor fue para algunas que ni siquiera llegaron.
Por lo menos a La Gaulue la pintaron en plena gloria.

Que maravilla como la has contado, Femme, que me ha conmovido y al mismo tiempo me han entrado unas ganas de trasladarme al Paris del Moulin Rouge a impregnarme del ambiente bohemio de esa época.
Un besazo.

Anónimo dijo...

Jo, parece q voy a tener que empezar porque deje de ser el unico anonimo por aqui.
Jajaj, es broma.
Se que no necesito firmar.
Los C2 no necesitamos eso, verdad?

Ha pasado tiempo desde que pase la ultima vez.
Lei lo que tenia que leer de tu parte.
Mas alla de los malos ratos
no podria explicar
cuanto bien hace leerte.

No he pasado buenos tiempos tampoco yo, pero contigo por, so C2, se hace mas llevadera la carga.

Prometo escribir apenas tenga un minimo de calma en el ajetreo cotidiano.

(K)x1000

Anónimo dijo...

pd. bien podria ser 2C, no? jajaj se me acaba de ocurrir ^^

pd.2. *por ahi

Teresa dijo...

La Goulue una persona avanzada para aquellos tiempos, con suerte de conocer a Henri Toulouse-Lautrec, casi nadie en la pintura...


estupenda historia y tal y como tu la cuentas me encanta femme eres mi ratoncita... jajjajaja.


Te he dicho alguna vez que te quiero mucho????

Besitos

Lu dijo...

Puro París. ¡Bravo, bravo! (aplausos).
Saludos argentinos.

Femme d chocolat dijo...

Jejejeje, Elvira ^_^, pero a que se ha entendido????!!!!!!

Gracias, me alegra ver que resulta ameno.

Besos con pololos y la pata levantá
*************
Sí, fande... hay un refrán muy sabio que dice "dinero que llega fácil , facilmente se va ", (o...algo similar) También hoy día vemos casos simlares. Mira Elton Johnn, O m Jackson, incluso Pamela Anderson escuché no sé dónde que está completamente arruinada, y peor aún: endeudada. Al final resulta que todos estos millonetis tienen menos dinero en efectivo que cualquiera de nosotros. Da que pensar.
Yo creo que el problema está en creerse dioses en un momento dado. Perder los pies en el suelo es algo fatal siempre.
La verdad es que tuvo que ser una época magnífica, no se si ello estando dentro lo percibirían, igual no, igual otras carencias les impedirían ver el glamour con el que las percibimos ahora, igual que ahora no somos conscientes de la infinidad de comodidades que tenemos.

Me alegra de que te haya gustado. Un besico ^_^
**********
Sí, pluvisca, imagino que mientras fueran buenos tiempos debió pasárselo bomba. Eso espero al menos.

Me alegra que te haya atraido hasta el final. ^_^Me alegra mucho

Besos
*********
Hola Gali, gracias, amiga. Me alegra que te gusten mis cositas ^_^

No te echo el cerrojo, Gali, ( cada tanto doy una vuelta y lo activo) es más :he vuelto a abrir el que estaba cerrado ( no sé si te refieres a eso...)

un besito grande, yo también te aprecio.
************
Cierto, Colibrí. Es algo muy frecuente en la farándula, quizás más que en otros sectores .
Jajajaja... abrir la garra... tiene su aquel, sí... hay mucha corriente y luego pasa lo que pasa, jajajajajaja

Vale, nosostras lo bailaremos en jeans, te parece? ^_^

Besicos
(no, no me he fijado en cómo baja de crecido el río, hace días ya que no he pasado por Ranillas ni la ribera ni nada... )
***********
Pues sí, Montse, sobre todo porque de pronto te das cuenta de la fragilidad de las gentes. Pueden parecer llenas de vida, arriesgadas, irreverentes, incluso fieras ... pero de pronto te das cuenta de que les falla lo fundamental, saber protegerse de todo lo que trae consigo la vida ...

Sí, al menos ella vivió su ratico de gloria. Me encanta que te haya gustado. Tendremos que inventarnos una maquinica del tiempo, Montse, a mí también me encantaría darme un paseín por aquel momento.

Un besote, cariño

Femme d chocolat dijo...

Jajajaj, es verdad C2, Bueno, pero todos los "anónimos" os identificais más o menos ... No es tanto barullo

Es verdad que ha pasado tiempo. Y bueno, me alegra ver que te llegó el correo, había demasiado por contar... y aunque fué tipo telegrama... al menos estás un poco al tanto de las novedades.
No me gusta saber que lo has pasado mal. Espero que eso ande ya en vías de arreglarse ^_^
Sí, cuando puedas/quieras escríbeme al correo. Tampco es cuestión de ponernos al día por aquí. No es el lugar apropiado, jajajja

Un besote muy gordo, A. cuídateme.

2C? , jajaja entonces seríamos un palíndromo, jajajjaja

*************
Sí, Teresa, obviamente era una moderna . Y eso.. a veces trae nefastas consecuencias... Pero... es la gente que en realidad mueve el mundo...

Me alegra que te haya gustado... jeje, también tú eres mi ratoncita, ¡qué te crees!

Yo también te quiero ^_^
Besis
************

Jajajaja, Lu, ya te veo aplaudiendo y lanzando el sombrero al aire, jajajaj ^_^

Besos españoles